Seguidores

jueves, 31 de mayo de 2018

Mermelada de manzana y zarzamoras al tomillo (Thermomix)

    En la entrada anterior, la de los cupcakes de manzana y zarzamoras, os comenté que para el buttercream utilicé esta mermelada para darle sabor. También os dije que la subiría en breve y, como lo prometido es deuda, aquí tenéis la receta de esta maravilla con sabor y aroma a bosque mediterráneo.


    En alguna ocasión os había dicho que, cuando preparo mermelada, me gusta hacer  poca cantidad ya que eso me da la oportunidad de cambiar de sabor con frecuencia sin llenar de botes empezados la nevera. Es por esto que he reducido las cantidades de la receta original, del blog Tía Alía Recetas, en la que me he basado. Además de añadirle una ramita de tomillo que le aporta otro puntito diferente de sabor.


    Ingredientes :
  • 90 g de manzana
  • 350 g de zarzamoras (moras silvestres de zarza)
  • 250 g de azúcar
  • 100 ml de agua
  • 1 cucharada de zumo de limón
  • 1 ramita de tomillo fresco

    Lo primero que haremos será lavar muy bien tanto la ramita de tomillo como las zarzamoras. Echar estas últimas en el vaso de la Thermomix junto al agua y triturar 1 min., vel. 7. Pasar la mezcla a través de un colador de malla fina, para retirar las semillas, aplastando bien con una mano de mortero para desperdiciar lo menos posible.
    Pelar la manzana y retirar las pepitas. Partirla en trocitos.
    Enjuagar el vaso y volver a poner dentro el puré junto a los trocitos de manzana, el zumo de limón, el azúcar y la ramita de tomillo. Programar 30 min., temperatura Varoma, vel. 2, giro a la izquierda poniendo el cestillo en el agujero para evitar que la mermelada salpique. Retirar, con cuidado de no quemaros, la ramita de tomillo.
    Si ha quedado demasiado líquida, teniendo en cuenta que cuando enfríe espesará, programar otros 5 minutos más con la misma temperatura y velocidad.
    A mí me gusta encontrarme algún trocito de manzana pero si la queréis sin tropezones dejar bajar un poco la temperatura y triturar 1 min., vel. 7.
    Una vez tengamos la mermelada a punto rellenar los botes, que estarán esterilizados, cerrar y dejar enfriar boca abajo para que se haga vacío.


    Si no tenéis Thermomix y queréis ver como podéis prepararla sólo tenéis que pinchar en este enlace que allí os lo explican la mar de bien.


    Conservar en la nevera aunque no sabría deciros cuanto aguanta en perfecto estado porque en cas ha durado escasamente un par de semanas. Lo que sí puedo deciros es que está exquisita y es que no hay nada como una mermelada casera.

1 comentario:

Debora de lucas dijo...

que rica mermelada vivi ¡¡¡¡ un besote