Seguidores

viernes, 25 de marzo de 2011

Quiche de bacon, queso azul y ciruelas pasas. Masa quebrada

    Otra vez casi no llego a preparar la receta a tiempo para presentarla el día de publicación y es que últimamente llevo tanto ajetreo que no tengo tiempo de casi nada y voy siempre a salto de mata. 
    Un quiche básicamente es una tarta de masa quebrada rellena con una mezcla de huevos batidos y nata líquida y el resto de ingredientes que le queramos añadir, siempre bien escurridos de grasa y bien secos para que la mezcla no quede aguada, espolvoreada de queso y horneada hasta que al pinchar con una aguja esta salga seca.

    Whole Kitchen en su Propuesta Salada para el mes de Marzo nos invita a preparar todo un clásico de la gastronomía francesa, “Quiche”.

    Ingredientes (para la masa quebrada):
  • 175 g de harina de repostería
  • 65 g de mantequilla fría, en trozos pequeños (en mi caso semi salada)
  • 35 g de agua
  • 1 pizca de sal (no le puse)
  • 1 yema de huevo batida
    La preparación de la masa quebrada no es en absoluto complicada tan solo hay que mezclar la harina con la mantequilla con la punta de los dedos hasta que se forme una masa como de arena, entonces añadir un poco de sal y amasar hasta integrar pero sin trabajarla demasiado ya que sino quedará dura. En este caso Yo utilicé una mantequilla semi salada que, por equivocación, compré la semana pasada, así que no he tenido que añadir sal; además la hice en Thermomix para ahorrar tiempo.
    Reposar en la nevera, envuelta en plástico de cocina, durante 15 minutos antes de poder estirarla para utilizar.
    Estirarla con un rodillo, entre dos hojas de plástico de cocina dejándola con un grosor de unos 2 centímetros.
    Colocar sobre el molde donde vayamos a cocer el quiche, mojando un poco el borde para que se quede bien pegado. Volver a refrigerar otros 15 minutos.

    Pinchar el fondo con un tenedor para que no se hinche al cocer. Pincelar la superficie de la masa con la yema batida.
    Ingredientes (para el relleno):
  • 3 huevos
  • 1/2 vaso de nata líquida
  • 1/2 vaso de leche
  • 100 g de queso gruyere rallado
  • 50 g de bacon ahumado cortado en tiritas
  • 50 g de queso azul en daditos
  • 1 puñado de ciruelas pasas cortadas en trozos
  • sal y pimienta
    Precalentar el horno a 200º
    Batir los huevos en un bol, añadir la nata y la leche y el queso rallado. Mezclar bien, salpimentar y volcar la preparación sobre la base.
    Dorar bien en una sartén las tiritas de bacon. Esparcir por encima de la mezcla de huevos el bacon bien escurrido, el queso azul y los trozos de ciruelas.

    Meter al horno y cocer durante por lo menos 35 minutos, hasta que esté bien dorado. Pinchar con una aguja para comprobar que el quiche está hecho. Sacar del horno y dejarlo reposar un par de minutos antes de desmoldarlo.
    Servir caliente o templado...estará igual de bueno.

    También puedes servirlo directamente en el molde, como Yo hice. Esta mezcla de sabores me gusta especialmente...el dulzor de las ciruelas, el ligero picantito del queso azul y el saladito que le aporta el bacon. Realmente espectacular y, en dos palabras como decía el de Ubrique, Im-presionante. 

5 comentarios:

MªJosé dijo...

Hola Vivi con las ciruelas, bacon y el queso azúl tiene que estar muy, además es muy original, te ha quedado estupenda.
besitoss guapaa
buen finde

laurilla fondant dijo...

me encantan las quiches, y más tocdavía sin llevan queso azul, qué rico por dios!!!
besazos

Cocinando con Manu CatMan dijo...

que buena mezclaaaaaaa1!!!!! me encantaaaaa....un besazo!

Paulittta dijo...

Qué quiche tan rica! No se me habría ocurrido ponerle ciruelas y a mi hermana le encantan!!

bessissssss

Donibaneko dijo...

Chica que buena!!!
Con ciruelas, bacon y el queso azúl... Nunca lo he comido, seguro que esta buenísima!
Un besazo0o