Seguidores

miércoles, 24 de noviembre de 2010

Croquetas de cocido

    Las croquetas son uno de los platos preferidos de mis hijos, así que cada vez que hago cocido le añado un chorizo y un trozo de carne de más para poder hacer una tanda.


    En principio las cantidades que echo son un poco a ojo, pero una amiga me ha pedido que cuando las hiciera las pusiera así que aquí están...y, que coste, que me ha costado más medir las cantidades que hacerlas, porque dependen de la cantidad de restos de cocido que nos queden.


    Ingredientes:
  • 1 chorizo y 1 trozo de carne cocidos (sobras de cocido)
  • 2 ó 3 cortadas finas de jamón serrano
  • 5 cucharadas de aceite de oliva
  • 4 cucharadas colmadas de harina
  • 1/2 litro de leche aproximadamente
  • pan rallado y huevo batido para el empanado
  • sal, pimienta negra y nuez moscada recién molidas
    Rehogar en el aceite el jamón, el chorizo y la carne picados finos hasta que estén ligeramente dorados. Añadir la harina y dejar dorar bien el conjunto.  Agregar la mitad de la leche y mezclar sin dejar de remover para que no se hagan grumos.



   Para este paso soy muy maniática y utilizo el batidor de madera de la foto que tan solo uso para las bechameles (también tengo una cazuela destinada solo a este fin). Según vaya espesando ir agregando más leche hasta que la terminemos.
   Salpimentar y rallar un poco de nuez moscada.
   Dejar cocer hasta que espese y coja la consistencia necesaria para croquetas.




    Hay que tener en cuenta que al enfriarse la masa se quedará más dura.
    Verter en una fuente y tapar con un film plástico para que no se forme costra, teniendo en cuenta que tendremos que dejar los bordes un poco abiertos para que respire la masa.




    Dejar reposar la masa hasta que se enfrie bien y refrigerar, Yo dejo la masa en el frigo toda una noche antes de formar y envolver las croquetas.









    Ahora solamente nos quedará darles forma. Hay maquinitas e incluso hay quién las hace con manga pastelera con boquilla gruesa y lisa para que salgan todas iguales pero a mí me gusta hacerlas como las ha hecho toda la vida mi madre...a mano, que se note bien que son caseras y artesanales.





    Pasar por pan rallado, huevo batido y otra vez por pan rallado y, si quieres en este paso las puedes congelar y así tener siempre de reserva alguna para un imprevisto.
    Freir en aceite bien caliente hasta que estén doraditas.
    Sacar y dejar escurrir sobre sobre papel de cocina para que este se chupe el exceso de grasa.







    Servir bien caliente. Son toda una delicia...y un vicio, no puedes parar de comer hasta que no queda ni una en el plato.

4 comentarios:

Paulittta dijo...

Ostras, deben estar buenísimas!! El detalle del chorizo dará un sabor muy especial. Mira que he probado croquetas de cocido, pero como las tuyas no :-)
bessissss

hoycocinavivi dijo...

No dudes en probarlas porque el toque que les dá el chorizo es especial. Mi madre las hace así de toda la vida y todo el mundo se pega por sus croquetas...y, mis amigos, ahora se pegan por las mías. Un besito. Victoria.

Mª Luz dijo...

Que pinta, esto no puedo ser sano ver estas croquetas a la una del mediodía y no poder comer ninguna!!que hambre me está entrando! Mi abuela las hace con puré de patatas, en vez de bechamel y también están muy ricas, por si lo quieres intentar un día. Besos!

hoycocinavivi dijo...

Mª Luz: aquí en Valencia las que se hacen con puré de patatas son las de bacalao, que también las hago y están de muerte. Besitos. Victoria.