Seguidores

jueves, 30 de junio de 2016

Palmeras de tomates secos y romero {Cocinillas lok@s por Lorraine}

    Otra vez se llegamos a final de mes, hay que ver lo deprisa que pasa el tiempo, sin darnos casi ni cuenta nos hemos comido ya la mitad del año.
    Los niños han cogido vacaciones en el cole así que nos las tenemos que ingeniar para tenerlos entretenidos, no solo para que no se aburran, sino para que no nos pongan la cabeza loca recordándonoslo continuamente. Una buena manera de ello es meterse en harina con ellos y  preparar cosas sencillas.
    Esta receta de Lorraine es ideal para lograr pasar una tarde divertida y, además, dejar la cena preparada quedando ellos como los grandes protagonistas.


    Ingredientes :
  • 1 plancha de hojaldre
  • 140 g de tomates secos en aceite 
  • 1 ramita de romero fresco
  • 1 huevo
  • Harina para espolvorear

    Escurrir bien los tomates del aceite y picarlos finos. Yo los trituré ligeramente con la batidora, añadiendo un poco de su aceite, para que quedara casi como un puré. Los tomates que yo tenía en casa eran muy oscuros así que la mezcla quedó un poco rara. Como podéis ver en las fotos el relleno de las palmeras es muy oscuro.
    Lavar, secar y picar bien finas las hojas de romero.
    Espolvorear la superficie de trabajo ligeramente y extender la plancha de hojaldre, con ayuda de un rodillo, hasta formar un rectángulo de unos 30cm de ancho, 35 de largo y un grosor aproximado al de una moneda de 1€.
    Cubrir el hojaldre con la pasta de tomates secos y espolvorear con el romero picado. Comenzar a enrollar los dos lados largos hacia el centro hasta que ambos se encuentren en el medio. Batir ligeramente el huevo y pincelar la superficie donde se tocan para que se queden pegadas ambas partes. Pasar a una bandeja de horno, forrada con papel, y meter en la nevera, durante por lo menos 30 minutos, para que se endurezca y coja cuerpo.
    Precalentar el horno a 200ºC.
    Sacar el rollo de la nevera y, con un cuchillo muy afilado, cortar rodajas de 1 cm de grosor. Colocar extendidas sobre la misma bandeja forrada con el corte hacia arriba. Pincelar las palmeras con el huevo batido y hornear, a mitad de horno con calor de arriba-abajo, durante unos 15 minutos hasta que se hayan hinchado y estén doradas. Dejarlas enfriar en la misma bandeja.


      Las palmeras están buenas pero estoy segura que mis peques no las habrían probado al saber de que eran si no las hubieran hecho ellos, jejjeje. Una buena manera de que prueben cosas nuevas.

    Este mes todos los integrantes del grupo hemos ido un poco de cabeza, es lo que tiene el final de curso, así que ha sido Blanca la que se ha encargado de preparar la portada... chula, chula.


    Y estos son el resto de participantes del reto este mes
    Blanca de Menjar a ca la Blanca
    Alicia de Pan, uvas y queso
    Mavi de Mandarinas y Miel
    Bea de Sweet Cookies by Bea
    Nati de Paladares... Sabores de Nati
    Mar de El horno de Mar

    Fuente : Baking Made Easy  de Lorraine Pascale

6 comentarios:

Natalia dijo...

Estas palmeritas deben estar tan ricas que cualquiera se come solo una, me ha encantado la receta.

Besos

Las Recetas de Manans dijo...

Que palmeritas saladas tan ricas que nos traes.

Norma2 dijo...

Muy buenas! Está de moda que los niños se interesen por cocinar; al estar metidos en la tarea aprenden a comer de todo, cosa que es muy bueno para su salud.
Besos hoy desde
http://siempreseraprimavera.blogspot.com.ar/2016/06/nuestro-amigo-el-hierro.html

Natalia Cortes dijo...

Vivi que ricas, una receta perfecta para hacer con los enanos, sin duda!!!

besos

Mavi Blasco dijo...

Es un entrante muy rico y fácil de hacer, en casa volaron enseguida. Te han quedado de categoría Vivi!!!
Un bst.

Alicia dijo...

Que sorpresa tan rica esta de Lorraine, verdad? en casa fueron todo un triunfo :)