Seguidores

lunes, 23 de septiembre de 2013

Tunnbröd, el pan que vino del polo

    ¡¡Qué ganas tenía de retomar mi reto más panarra!! Volver a encender el horno para descubrir de nuevo panes de aquí o de otros lugares del mundo, en este caso el Tunnbröd.


    De nuevo ya están aquí las propuestas de Bake The World,, en esta ocasión es Clara la que nos propone este pan llegado de las más frías tierras de Suecia.


    La verdad que este mes me ha sorprendido como en un lugar tan lejano como Laponia se utiliza el mismo tipo de harina que en Castilla porque, después de estar investigando sobre este pan, resulta que utilizan trigo candeal (Triticum durum), aparte de centeno y cebada.
    Pero bueno, me voy a centrar en el reto. El origen de este pan lo encontramos en el norte de Suecia aunque ahora su consumo está extendido por toda Laponia, de hecho acompaña a prácticamente todas sus comidas. Es un pan plano, en sueco tunn es plano y bröd pan, que se puede hacer tanto en sartén como en horno. Yo elegí hacerlo en horno... que ya iba teniendo un poco de mono, jejjeje.
    La mayor parte de las entradas que he estado viendo, antes de decidirme por una, tomaban como fuente la receta de Va de pan así que Yo hice lo mismo pero cociéndolo en el horno como os había comentado antes. Vamos sin más preámbulo a meternos en harina.


    Ingredientes:
  • 300 g de harina de fuerza de trigo candeal
  • 150 g de harina de centeno integral
  • 1 sobre de levadura seca de panadero
  • 200 ml de agua templada
  • 4 cucharadas de crème fraiche (o yogurt griego)
  • 2 cucharadas de miel líquida
  • 1 cucharadita de semillas de hinojo
  • 1 cucharadita de sal
    Este agosto conseguí traerme de Valladolid harina de fuerza de candeal así que he tenido la suerte de poder hacer la receta con el mismo tipo de harina que ellos utilizan.
   Tamizar la harina de candeal y juntar con la de centeno. Añadir las semillas y la sal y mezclarlo todo bien.
    Incorporar la miel y la levadura y mezclar de nuevo. Verter 3/4 partes del agua e ir removiendo hasta que comience a unirse, entonces agregar la crème fraiche. Poco a poco ir añadiendo más agua hasta que la masa se empiece a pegar en la base del bol.
    Amasar unos 10 minutos, colocar en un cuenco, ligeramente engrasado con aceite, y dejar tapado con un paño húmedo durante una hora aproximada en un lugar cálido.
    Precalentar el horno a 250º C.
    Deshinchar un poco la masa y dividir en 8 porciones. Coger cada bola y aplanar, con ayuda de un rodillo.
    Pinchar con un tenedor la superficie de cada torta de pan y colocar en la bandeja del horno, a media altura, durante unos 4 o 5 minutos. Allí en vez de pinchar el pan con un tenedor le pasan un rodillo especial lleno de picos, casi como la botella del anís del mono, jejjeje.


    Dejar enfriar sobre una rejilla.
    El saborcito que le da el hinojo hace que el pan tenga un extra de sabor y olor incomparable.

13 comentarios:

Laura Selene dijo...

Yo también utilicé esa misma receta pero me quedo un poco seco aunque el gusto de las semillas de hinojo también me gusto, seguiremos probando. Beso.

Gloria Aleix dijo...

mmm, pues tiene muy buena pinta! Son como tortas, no??? Besitos!

AniMayo dijo...

Un pan muy curioso, tomo nota nota :P

Bss
Con Especias

Laurel y Menta dijo...

Te ha quedado fenomenal, nos ha gustado mucho tu propuesta, en casa también gustó tanto que fue visto y no visto!!

un abrazo

Ana Melm dijo...

Que pan más rico! Todos los retos me encantan, y este no ha sido la excepción.

Te ha quedado finísimo! Creo que la próxima vez voy a aplanarlo más para que esté más crujiente.

Víctor Castillo dijo...

En su versión finita y crujiente de ser delicioso Vivi, la verdad es que yo hice la versión más gruesa y me gustó, pero creo que la próxima me atreveré con esta delicatessen crujiente!

Besos!

Leticia Gómez dijo...

Vivi otro 10 a tu magnífico blog. Si ya lo tuvimos difícil para elegir una receta, imagínate ahora con otro delicia de las tuyas. Que manos tienes que lujo.
NO te creas que no será la primera ni la última que te robe jaja. Besitos guapa un pan exquisito

KRIS dijo...

Que te gusta a tí un pan ehhh !!!

Se ve delicioso, parece pan árabe, ¿no? Bueno solo fisicamente, imagino que el sabor cambiará

Besotes

Aisha dijo...

Vivi, te han quedado unos panes fantásticos :)
besos

Pili dijo...

Y yo que aun no me atrevo a encender el horno... El pan esta riquisimo, verdad? Besos!

LouGonGo dijo...

Me encanta ese aspecto crujiente, ya que quiero probarlos con otros rellenos, la próxima vez los hornearé. Besos.

Jose dijo...

Tendré que volver a hacer la receta para probarlo al horno que se ven unos panes estupendos. Saludos panarras.

Rosa Elena Padilla Ramirez dijo...

Vivi muy bien tus panes, eh y en el horno han quedado estupendo!!

Besitos!
Rosel